Actualice su estrategia de aprendizaje en línea

SHARE THIS POST

Desde hace ocho semanas, ninguno de nosotros podría haber previsto cómo un virus de rápida transmisión a escala mundial impactaría en nuestra vida cotidiana. Del mismo modo, en la comunidad educativa global, tampoco estaban listos para anticiparse al cambio crucial en la transformación digital masiva que ahora estamos emprendiendo a medida que las escuelas e instituciones se transforman hacia una enseñanza en línea.  

Sólo en el mes de marzo, Blackboard experimentó un aumento de tres mil seiscientos por ciento en el uso de nuestra herramienta de aula virtual Blackboard Collaborate. Por otro lado, el sistema de gestión de aprendizaje insignia, Blackboard Learn tuvo un incremento de cuatrocientos por ciento en los inicios de sesión diarios a nivel global.

De la misma manera la herramienta de accesibilidad, Blackboard Ally aumentó en cuatrocientos  por ciento la cantidad de documentos descargados en un formato alternativo; estamos viendo señales de que estas tendencias seguirán presentándose hasta el mes de abril y potencialmente, podría extenderse el plazo a más tiempo en la medida que persista la incertidumbre.

Aplaudimos a la comunidad educativa por todo lo que se ha logrado en un período de tiempo tan corto para la transición a la educación en línea. Nos enorgullece trabajar estrechamente con nuestras instituciones para ayudarlas a superar los desafíos actuales.

A medida que continuamos haciendo nuestro mejor esfuerzo para satisfacer las necesidades de nuestros clientes hoy, nuestro pensamiento también se ha desplazado hacia la preparación para el mañana.

A pesar del hecho de que hemos estado trabajando a la velocidad de la luz para aumentar nuestra capacidad y brindar a nuestros clientes el servicio que esperan en este momento difícil, también estamos pensando y planificando la próxima fase de la transformación digital de la educación en beneficio de toda la comunidad.

Aunque la vida cotidiana volverá a ser “normal” en algún momento, creemos que habrá una nueva “normalidad” para la educación. Los estudiantes esperarán que las instituciones puedan cambiar sin problemas entre formatos presenciales y virtuales con la confianza de recibir la educación de calidad por la que han pagado, una que los preparará para la próxima etapa de sus vidas. 

Ahora es el momento para que las instituciones reevalúen sus planes estratégicos para la educación en línea, incluso en medio de la gestión diaria de la crisis.

 ¿Está listo para satisfacer las necesidades y expectativas de los estudiantes en este entorno cambiante? Las preguntas que su institución debería considerar incluyen:

Estrategia y visión en línea.

  • ¿Cuál es nuestra expectativa de crecimiento?
  • ¿Cómo seleccionamos programas para construir en línea?
  • ¿Cuál es nuestra población estudiantil objetivo y cómo ha cambiado en 2020?
  • ¿Mis tecnologías, políticas y procesos respaldan mi visión estratégica?
  • ¿Cómo deberíamos medir nuestro progreso y éxito en este nuevo entorno?
  •  ¿Conocemos nuestros datos para ayudarnos a tomar las decisiones correctas?

Compromiso estratégico del alumno.

  • ¿He actualizado mi orientación docente para apoyar una gama más amplia de estudiantes en línea, incluidos aquellos que no fueron creados para ello?
  • ¿Tengo una estrategia de retención para mantener a los estudiantes interesados en los cursos?
  • ¿Qué pasa entre los términos?
  • ¿Quién es nuestra audiencia principal en el futuro, nuestros estudiantes actuales o aquellos que podemos atraer?

Desarrollo de la facultad.

  • ¿Qué hemos aprendido sobre nuestro proceso actual de desarrollo docente durante esta crisis?
  • ¿Cómo nos aseguramos de que los docentes comprendan el uso de la tecnología y la pedagogía de la enseñanza en línea?
  • ¿Qué cambios necesitamos en el desarrollo de nuestra facultad para la educación en línea?
  • ¿Debería participar toda la facultad?
  • ¿Tenemos un archivo central de mejores prácticas para maestros en línea?
  • ¿A dónde recurrirá la facultad para recibir apoyo continuo?

Programa y refinamiento del curso.

  • ¿Cómo remediamos los cursos que se “construyeron” rápidamente?  
  • ¿Cómo elevamos los cursos en línea a nuestros estándares de calidad institucional?
  • ¿Cómo nos aseguramos de que todos los cursos sean accesibles y sigan las pautas de la A.D.A?
  • ¿Cuáles son nuestras políticas?
  • ¿Qué cambios necesitamos hacer sobre el aprendizaje sincrónico y asincrónico?  
  • ¿Cómo nos aseguramos de que nuestros estudiantes reciban los mejores servicios de apoyo, independientemente de su ubicación geográfica y su zona horaria?

Entendemos que estas preguntas pueden ser desafiantes durante este tiempo sin precedentes en la educación y estamos aquí para ayudarlo. Nuestro equipo ha elaborado una lista de verificación de estrategias de educación en línea para ayudarlo a pensar en estas preguntas. Haga clic aquí para descargarla.

El equipo de Blackboard ha estado profundamente involucrado en la educación durante más de dos décadas; de hecho, aportamos una experiencia directa significativa al trabajar en escuelas, colegios y universidades. Muchos de nosotros hemos estado a cargo o trabajado en organizaciones de aprendizaje en línea.

Trabajamos en este negocio porque nos apasiona la educación y estamos comprometidos a largo plazo, a través de la amplitud de nuestras relaciones en todo el mundo, brindamos conocimientos y mejores prácticas que nos encantaría compartir con ustedes.

El aprendizaje en línea nunca será el mismo que antes de COVID-19. Será un elemento aún más importante de la estrategia de cada institución y queremos ayudarlo conforme a sus necesidades.

Nuestro objetivo es apoyarlo durante esta situación crítica y al mismo tiempo impulsarlo a pensar en el futuro. La solución Blackboard One se adecúa a sus requerimientos para ayudarlo a liderar a través de este cambio. Haga clic aquí para saber más.

Ya sea software o servicios, conversaciones o reuniones, el equipo de Blackboard está listo a nivel corporativo e individual para brindarle los recursos y la experiencia que necesita.